Mejorar tu salud es una de tus metas para el nuevo año y es normal sobre todo si te sientes un poco desbordado.

Hacer yoga, levantar pesas, disminuir los carbohidratos o las grasas (según la dieta que esté de moda), dejar el alcohol, reducir el estrés.

Es fácil sentir que tienes que reajustar tu vida para ser un ser humano feliz.

Pero ¿y si solo pudieras hacer un cambio?

Le preguntamos a varios expertos qué recomendación harían a un adulto que no fume y esté saludable, pero que quiera mejorar su salud con un solo paso.

Concéntrate en la mente

Es fácil pensar solo en la salud física.

Pero, según Nadine Sammy, profesora adjunta de ciencias del deporte y ejercicio de la Universidad de Exeter, en Inglaterra, también deberíamos centrarnos en mejorar nuestro estado mental y conseguir ser conscientes de nosotros mismos.

La consciencia de uno mismo es la habilidad de reconocer y entender nuestras emociones, estados de humor e impulsos. Alcanzarla puede resultar determinante para nuestro bienestar mental y físico con el paso del tiempo.

“Al comprender más en profundidad tus sentimientos, motivaciones y comportamientos, puedes comenzar a actuar de manera más consciente y elegir opciones que sean mejores para ti”, dice Sammy.

“Por ejemplo, ¿qué te motiva a hacer ejercicio? ¿Cuándo, es más -o menos- probable que sigas con constancia una rutina de ejercicios y por qué?”.

Hay muchas formas de hacer esto, explica la experta. Entre ellas están mantener una agenda, meditar, practicar mindfulness o simplemente hacer tiempo para la reflexión después de ciertas actividades o al final del día.

“Entendernos mejor a nosotros mismos nos permite actuar de acuerdo a nuestras fortalezas y construir sobre nuestras debilidades, estimulándonos de esta manera para que seamos la mejor versión de nosotros”, añade.

Adopta un perro

Apuntarnos al gimnasio, a una clase de pilates o salir a correr por la mañana son algunas de las actividades en las que pensamos cuando queremos ser más activos físicamente.