*La Fiscalía asegura 14 propiedades al ex rector Juan López y su financiero Milton Romero, acusados de enriquecimiento ilícito, peculado y ejercicio indebido de funciones
POR LA REDACCIÓN 

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La Fiscalía General de Nayarit informó que ayer por la noche fueron aseguradas 14 propiedades del exrector de la Universidad Autónoma de Nayarit, Juan López Salazar, y de su financiero, Milton Romero, quienes están prófugos de la justicia, acusados de enriquecimiento ilícito, peculado y ejercicio indebido de funciones.
Ambos están vinculados en una carpeta de investigación, junto con otros implicados, por estos delitos que implican un monto superior a los 300 millones de pesos en agravio de dicha casa de estudios y de la sociedad en su conjunto.
En un comunicado, la dependencia detalló que siete de las 14 propiedades pertenecen a López Salazar y el resto, a Romero. El operativo fue realizado por la dirección de la Policía Investigadora de la Fiscalía Estatal.
Según la Fiscalía, el operativo se prolongó hasta la madrugada de este miércoles. Incluyó casas habitación, departamentos en renta, terrenos baldíos y varios negocios en las colonias Lázaro Cárdenas, Peñita, Villa de la Paz, La Huerta Residencial, Rodeo de La Punta, Villas del Parque, José María Menchaca y el Centro de Tepic.
Uno de los domicilios asegurados fue el ubicado en calle Uruapan, esquina con Río Suchiate, en el fraccionamiento Villas de la Paz.
La dependencia detalló que entre los inmuebles destacan, un auto lavado, un edificio de departamentos y un terreno cercado con malla ciclónica sobre avenida Allende, en el fraccionamiento Huerta Residencial.
En tanto, la mayor de las fincas resguardadas, propiedad de Romero, se ubica en la colonia Lázaro Cárdenas, calle Leyes de Reforma número 284.
Tras el aseguramiento, agentes la Fiscalía nayarita colocaron en los inmuebles sellos con el folio de la carpeta de investigación NAY/TEP-III/OJ/3131/17.
En tanto que los inquilinos de los inmuebles asegurados fueron informados del procedimiento legal, pero según la Fiscalía- podrán continuar habitando dichos espacios.