Por: Víctor Trejo Olmos
Bahía de Banderas, Nayarit. Martes 02 de octubre del 2018.-. Sabotea director del Oromapas, José Mercado, el proceso de regularización del sistema de agua y saneamiento de Sayulita. Convoca a manifestarse para interrumpir su funcionamiento y retiene el pago de energía, por lo que en cualquier momento el servicio podría interrumpirse.
Ayer a las afueras de las oficinas del agua en Valle de Banderas, un grupo de 30 personas acudió para exigir la emisión de la convocatoria del Oromapas para elegir a un nuevo consejo ciudadano. Algo que contraviene la voluntad de la asamblea del ejido quienes a su vez son los titulares de las concesiones por la vía del decreto presidencial.
Movimiento que representa un intento más que hace José Mercado, titular del Oromapas, para sostener el acuerdo con su ex patrón Lázaro Cárdenas y favorecerle con la administración del servicio de agua y saneamiento, algo que representaría un retroceso ya que hace apenas un par de meses los ejidatarios, usuarios y empresarios del pueblito mágico se organizaron para arrebatarle la administración la cual tenía poco más de 18 años sin entregar cuentas al pueblo y demostrar el manejo transparente de los ingresos, del pago por sus servicios.
Pero no es el único movimiento en el cual el titular del Oromapas provoca una crisis social en Sayulita, ya que hay antecedentes y depósitos que demuestran que su intención y voluntad tienen un costo.
Otro dato relevante sobre el saboteo en el servicio, es la retención del recibo de luz que hace para que el ejido y su administración no cumplan con la CFE y está proceda con el corte. Algo que traería otro conato de contaminación y desabasto, algo común durante la administración de Cárdenas García.
No es la primera ocasión que las decisiones de José Mercado traen problemas a la décima administración de Bahia de Banderas, la primera ocurrió cuando de manera unilateral convocó a elecciones en San Pancho, pasando por encima de la autonomía ejidal y los buenos acuerdos que hay entre este ente agrario y el primer edil.
Vaya el compromiso de José Mercado debe ser de bastantes ceros ya que a estas alturas y con un ordenamiento urbano en puerta, poco le interesa o nada que la libre el municipio y no se quede en el intento como ha sucedido en anteriores ocasiones.