Star Wars: The Rise of Skywalker es una de las mayores películas de este año. Significa el cierre a una trilogía que continua la historia de las cintas originales que vimos hace más de 30 años. Después del recibimiento mixto de The Last Jedi, la tercera entrega parece que no quiere causar una división entre el público y comenzó a volver filmar ciertas escenas.

Un reporte realizado por Wired afirma que varios medios digitales han informado que el Black Park en Reino Unido ha sido cerrado al público para volver a filmar escenas. También se ha captado una nave X-wing fighter, la cual podría usarse.

Estas grabaciones continuarían hasta principios de septiembre. Eso sólo deja tres meses para editar y hacer efectos especiales antes de que la cinta se estrene en diciembre. Esperemos que el trabajo para la gente de post producción no involucre noches en la oficina.