El legendario boxeador sostiene que el haber superado sus miedos fue lo que lo llevó a estar en la cima.

Después de romper en llanto al revelar que se siente “vacío” sin boxear, Mike Tyson, considerado uno de los mejores púgiles de la historia, ha vuelto a llamar la atención de sus seguidores en una entrevista con el medio británico The Sportsman, en la que afirmó que está esperando la muerte y que no tiene miedo.

“Nacemos sin saber y morimos sin saber de dónde venimos. Pero nuestra vida nos prepara para nuestra muerte”, señaló el exdeportista estadounidense. A su manera de ver, cuando las personas llegan a cierta edad ya no tienen tanto miedo de dejar este mundo como cuando eran jóvenes.

No le tengo miedo [a la muerte]. Vivir podría ser para mí más complicado que morir“, afirmó Tyson, de 53 años, y añadió que esa forma de pensar fue la que lo llevó a lo más alto del boxeo mundial. “Porque vivir requiere mucho coraje. Sin el coraje, no puedes manejar la vida”, agregó.

Tyson también dijo que a una persona le pueden suceder durante su vida cosas malas, como ir a la cárcel, ser maltratado o incluso perder la vida. “Realmente no espero que me sucedan cosas malas, pero cuando me suceden, lo entiendo y puedo manejarlo”, reflexionó. “No tuve miedo porque pensaba que si alguien iba a morir, yo mataría. Esa confianza en uno mismo era un mecanismo de supervivencia“, concluyó el boxeador, que hace 15 años dejó el cuadrilátero.

Posiblemente fue esa falta total de miedo a la muerte, después de haber sufrido una infancia difícil y varios reveses en su vida, lo que lo llevó a alcanzar una carrera deportiva exitosa, con un total de 50 victorias y tan solo cuatro derrotas.