.Seha hecho de la vista gorda con todo el dinero que ha utilizado la mafia del poder para
hacer fraudes electorales, señaló

POR ARMANDO GUZMÁN
VILLAHERMOSA, Tab. (apro).- Andrés Manuel López Obrador
arremetió contra los consejeros del Instituto Nacional Electoral (INE)
por hacerse “de la vista gorda” frente a los recursos ilícitos, dijo,
utilizados por el PRI para financiar sus campañas políticas.
Sin embargo, condenó, ahí están fisgoneándolo, viéndolo “para ver si digo una
caballada y me acaban”.
En su tercer día de precampaña por Tabasco, el precandidato presidencial de
Morena-PT y PES tachó a los consejeros de alcahuetes, “porque se han hecho de
la vista gorda con todo el dinero que ha utilizado la mafia del poder para hacer
fraudes electorales”.
López Obrador señaló que no vieron cuando un empresario de Odebrecht entregó
sobornos para la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto y “no dijeron ni pío”
en la elección para gobernador del Estado de México donde, “a billetazos”, Peña
impuso a su primo Alfredo Del Mazo.
Y tampoco cuando se dio a conocer que el entonces secretario de Hacienda, Luis
Videgaray, ordenó que el gobierno de Chihuahua entregara al PRI 250 millones de
pesos.
En una fraudulenta operación en la que también es responsable el precandidato
presidencial del PRI, José Antonio Meade, denunció el tabasqueño, pues el desvío
de recursos se llevó a cabo en febrero de 2016 y, siete meses después, en
septiembre, Meade asumió la Secretaría de Hacienda.
“¿Dónde están los del INE?”, se preguntó y añadió: “Nada más están pendientes
de nosotros, que si gasté 600 mil pesos en no sé cuántos actos”.
López Obrador también criticó que el presidente del INE, Lorenzo Córdova, haya
aceptado la propuesta de Meade para que un colaborador suyo sea el fiscal
financiero del organismo electoral.
“¿Cuándo se había visto eso?, realmente son muy cínicos, muy falsos, Lorenzo
Córdova y los consejeros electorales”, arremetió.

En el poblado Chiltepec, del municipio de Paraíso, el político tabasqueño atizó
también contra Meade porque, dijo, se suponía que era candidato de los
financieros y que, tras su destape, se estabilizaría la situación económica del país,
pero resulta que el peso ya se devaluó y está a 20 por dólar.
de precampaña en los municipios de Centla, Paraíso y Comalcalco.