* Alcanzó un escaño tras dominio de Morena en Guerrero

Por Ezequiel Flores Contreras
CHILPANCINGO. Gro. (apro).- La nueva reconfiguración político electoral en la entidad posiciona a Morena como primera fuerza en el Congreso local, también obtuvo ocho de las nueve diputaciones federales y la primera fórmula al senado conformada por Nestora Salgado Ramírez y Félix Salgado Macedonio.
Mientras que el PRI, se desfondó al tercer lugar, pues ganó solo en seis de los 28 distritos locales y 26 ayuntamientos de los 81 que conforman la entidad.
Por su parte, la alianza PRD, MC y PAN ganó en cuatro distritos locales, la diputación federal del distrito 6 con sede en Chilapa y 24 ayuntamientos, indican informes del programa de resultados preliminares del Instituto Nacional Electoral (INE).
En la elección al Senado, el tricolor y sus aliados ocupan el segundo lugar con Manuel Añorve Baños, no obstante, la candidata de la coalición PRD, PAN y MC, Beatriz Mojica Morga anunció que impugnará el resultado.
De esta forma, el “efecto AMLO” catapultó a los candidatos de Morena en la entidad, donde el partido ganó municipios clave como Acapulco, así como dos senadurías, ocho diputaciones federales y la mayoría en el Congreso local, así como una importante red de ayuntamientos estratégicos.
En contraste, el tricolor perdió en la capital del estado y ciudades importantes como Iguala y Taxco, así como su hegemonía en el resto de la entidad y el Congreso local.
Por ello, la elección en Guerrero representó un referéndum social a la administración de Héctor Astudillo Flores, que se ha caracterizado por la violencia, impunidad y corrupción, pues el PRI fue desplazado al tercer lugar en varias demarcaciones electorales.