Por: Martín Elías Robles

Para iniciar la semana

 Qué tal, amigo lector; hoy es lunes 15 de julio Día Mundial de las Habilidades de la Juventud, y quincenita para los alegres parroquianos. Se nos van los meses como agua entre las manos. Oiga, la verdad es que la vida hay que vivirla con alegría, de la forma que más nos guste; de nada sirve amargarnos los días, la existencia es tan corta que resulta una verdadera tontería vivir preocupados de todo, o haciendo caso al qué dirán los demás. Nada debe impedirnos ser felices. Dicen por ahí que de este mundo nadie sale vivo, así que nada de caras largas, vayamos a disfrutar la existencia que Dios nos regaló. Se acuerda usted, amable lector, de la preocupación que teníamos porque no llovía. Todo mundo se quejaba de este calor endiablado; “si tan sólo nos lloviera un poquito” decía la gente en la calle. Mire, qué cosas, el Dios Tláloc por fin nos escuchó, ya empezó a llover. Como dice don Armando Manzanero “esta tarde vi llover, vi  gente correr”. ¿Pues no que bienvenida la lluvia? Lo cierto es que en Tepic nos cambió el paisaje, ahora no son sólo los días soleados, también hay mañanas lluviosas donde las calles se transforman en espejos azules y grisáceos, un juego de imágenes caprichosas, provocado por el agua que también cubre a las banquetas. Pero no crea usted que Tláloc es tan benévolo; como todos los años, habrá que preparase para el temporal de lluvias, pues se espera que para estos meses entren en acción varias tormentas de gran intensidad. Eso sí, como decía don Ney González Sánchez, llueva, truene o relampaguee debemos cumplir con nuestras actividades cotidianas, no hay de otra, a trabajar o a estudiar. Según sea el caso… ASÍ SOMOS LOS MEXICANOS. Alguien por ahí al definir a los mexicanos, nos ha pintado como seres apasionados, luchones, enojones, enamorados, y muy dados a exagerar los conflictos y los sinsabores de la vida; y existe mucha razón en ello, no se ha equivocado. Basta con echar una mirada al hermano, al pariente, al amigo, o al vecino, para constatar lo que le cuento, digo, eso sin mencionar que también somos profundamente sentiditos, no podemos escuchar alguna leve crítica a nuestra persona porque ya estamos reaccionando de manera retadora o con una profunda depresión por cosas que muchas veces no llevan la más mínima intención de herirnos. En fin, así somos la raza, que le vamos hacer… EL DEPORTE NACIONAL. En mi casa como en la de muchos nayaritas, el fútbol es parte de nuestra cotidiana vida, los comentarios en torno a ello siempre están presentes, y aunque tengamos que cumplir con nuestras actividades, cuando hay fútbol, regularmente volvemos justo a la hora precisa para disfrutar juntos del partido que se transmite por la televisión. Muy seguramente aunque le parezca exagerado, para muchos mexicanos este es un pretexto inmejorable para vaciar todas las frustraciones y desesperanzas. Pero también, durante noventa minutos, millones de personas olvidarán sus problemas, y hacia el gobierno descargarán los airados reclamos ciudadanos sobre asuntos como la pobreza, la crisis económica, la delincuencia organizada o el desempleo, por citar sólo algunas de las penas. Irónicamente la semana pasada, si mal no recuerdo, comentaba en una de mis columnas, que precisamente la Selección Mexicana de Fútbol era parte del circo que el Gobierno Federal en contubernio con las empresas televisivas y algunos adustos empresarios poderosos manejan, para mantener bien entretenida a la ciudadanía; sí, como en la época de los romanos cuando los espectáculos del Coliseo desviaban el verdadero problema que ahí tenían… MUCHO CUIDADO CON LOS BILLETES FALSOS. Ahora que está tan difícil conseguir el dinero, la noticia de que en prácticamente todo el país andan circulando billetes falsos de 200 pesos, la verdad, es para ponernos muy alertas y no ser víctimas de un fraude. Los encargados de las tiendas departamentales son quienes han descubierto el aumento en este problema, así que habrá que poner mucho ojo, porque vivales hay por todos lados… OTRA VEZ EL AYUNTAMIENTO DE TEPIC EN EL ATOYADERO. Otra vez Tepic se quedó sin agua  porque la CFE les cortó la luz en el SIAPA por adeudos que tienen con ellos, y la ciudadanía a sufrirle, pues aunque parece que el asunto de la CFE está momentáneamente solucionado, persiste el problema en la recolección de basura, y las calles están para llorar. A dónde vamos a parar. Eso sí, los morosos tendrán que pagar porque ante la desesperada del Siapa por falta de dinero, la cortadera de agua se viene con ganas, adiós a las banquetas y todo lo que se interponga para cerrar las tomas de agua. A ver si también ahora sí se le cobra a los privilegiados poderosos y políticos que tienen años sin pagar su servicio de agua, digo, como diría mi tío Eustaquio, “O todos coludos o todos rabones”. DESIDERATA: Si te comparas con los demás te volverás vano y amargado, pues siempre habrá personas más grandes y más pequeñas que tú. Hasta pronto. 

Para comentarios mi correo
robleslaopinion@hotmail.com