* Burócratas de San Blas, Bahía y la UAN

Por: Verónica Ramírez
Tepic, Nayarit.- Miércoles 22 de agosto del 2018.- Por culpa del “patrón” suspenden créditos FONACOT a los trabajadores de los Ayuntamientos de San Blas, Bahía de Banderas y la Universidad Autónoma de Nayarit (UAN).
Los trabajadores de estos de estas tres instancias se quedaron con un palmo de narices al tratar de obtener un crédito para la compra de útiles escolares de sus hijos y préstamos personales por la ineptitud del sector patronal.
Los trabajadores pagan puntualmente sus créditos vía nómina pero la parte patronal no entera ese dinero y el equipo jurídico verifica la situación de estos centros que incumplen con esta obligación, informó la directora estatal de FONACOT en Nayarit, Martha Elena Bravo Robles.
“El dinero del trabajador debe de ser entregado al Instituto porque así es la operación deben retener y enterar. Ya lleva un proceso jurídico y ese dinero se tiene que entregar de acuerdo a los procesos”.
Los morosos alcaldes de San Blas y Bahía de Banderas Candy Yescas y Jaime Cuevas Tello, son prácticamente perseguidos para que cubran el adeudo que asciende a varios millones de pesos debido a que desde el 2013, dejaron pagar. Por ello, no quitarán el dedo del renglón hasta recuperar el monto atrasado.
Por tres personas pierden miles de trabajadores la oportunidad de obtener un crédito con la tasa más baja del mercado ya que la institución crediticia derivado del proceso legal, suspendió el otorgamiento de los mismos.
“Precisamente estos centro de trabajo no está enterando al instituto, tenemos que limitar el beneficio del crédito mientras esté el proceso de cobranza”, recalcó la directora.
Han tenido acercamiento, se han hecho las gestiones disponibilidad de pago, seguramente se van a recuperar.
El resto van al corriente
En el caso del Alma Máter debido a los problemas financieros que padece, el crédito FONACOT para sus empleados, también se encuentra en stand by desde el 2016 que fue cuando la propia universidad casi se declara en quiebra.
“La propia universidad declara que se encuentra en una mala situación financiera y ahí como parte de responsabilidad que el instituto tiene que suspender el crédito porque el mismo centro de trabajo nos entera que su situación financiera no es sana”.
Lamentablemente por la falta de responsabilidad del sector patronal de San Blas, Bahía de Bandera y la UAN, sus trabajadores no podrán acceder a los créditos entre los que se encuentra el financiamiento para el regreso a clases.
Y es que según especialistas, el precio promedio que necesita el trabajador erogar por la adquisición de útiles, uniformes, calzado, libros y todo lo que se refiere al regreso a clases es de 3 mil peso por niño.
En el caso de aquellas familias donde existen dos o más hijos, el sueldo del padre no ajusta para esta clase de compras y tiene que empeñar sus bienes o caer en mano de los agiotistas que les otorgan dinero con exagerados intereses.
Por ello, el instituto FONACOT ofrece este crédito de apoyo a clases en cómodas mensualidades y con descuento vía nómina, informó el Director Comercial de la zona Occidente, Alexis Meza.
“Que utilicen su crédito, lo pidan a un plazo razonable de 12 o 18 meses y puedan solventar esos gastos sin tener que empeñar sus bienes”.
A modo de incentivo, a los trabajadores que pidan un crédito por arriba de los 10 mil pesos, se les otorgará una mochila o una tarjeta telefónica para que tengan llamadas ilimitadas durante todo un año.
Alexis Meza, recalcó que el mismo día que soliciten el crédito se le otorgará a diferencia del resto de las instituciones crediticias.