“USTED NO TIENE
DERECHO A FALLARNOS”

“Un joven montado en su bicicleta que portaba una bandera de México en su espalda, se me acercó para decirme QUE YO NO TENÍA DERECHO A FALLAR, y por supuesto tiene razón… NO TENGO DERECHO A HACERLO”. Palabras más palabras menos, con este sencillo anécdota que narró durante su discurso, AMLO quiso decirnos que acepta con gran responsabilidad EL RETO que el pueblo le ha conferido.
Mis estimados lectores seguramente se dieron la oportunidad de presenciar a través de los medios de comunicación, el significativo acto en que ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR se convirtió oficialmente en el Nuevo Presidente de los Estados Unidos Mexicanos. Hombre que entre otras cosas que como político le son particulares, llega a tan alta representación con la mayor legitimidad y respaldo social de los últimos tiempos, toda vez que los más de treinta millones con que resultó electo prácticamente duplican los obtenidos individualmente por sus antecesores FOX, CALDERÓN Y PEÑA NIETO. Muchos son los detalles inéditos que pudimos observar durante este día, especialmente los referidos en el tan amplio como sencillo discurso que ANDRÉS MANUEL dirigió ante el Congreso de la Unión. En ese contexto, resulta ineludible destacar de inicio la atípica escena de trasladó hacia el edificio del Legislativo y posteriormente a Palacio Nacional, misma que fue diferente desde el principio cuando aborda junto con su esposa el automóvil acostumbrado, un VW Jetta blanco que a su vez es conducido por el mismo chofer de siempre. Igualmente el trayecto marcó gran diferencia, pues con todo lo que a nivel de riesgo significaba este hecho, como queriendo obtener “buenas vibras” saludó con choque de manos a miles de gentes que salieron a la calle a saludarlo a su paso y rumbo a recibir la banda presidencial. A reserva de mejor opinión, no tengo la menor duda en cuanto a que ANDRÉS MANUEL quiso corroborar y dejar este día dos cosas muy claras: Por un lado, QUE LA AUSTERIDAD Y LA SOBRIEDAD INSTITUCIONAL SERÁN LA TÓNICA EN ESTE SEXENIO; y por el otro, QUE EL PRESIDENTE SIEMPRE ESTARÁ EN CONTACTO Y AL ALCANCE DE SU PUEBLO. Dichas premisas se convirtieron ya en acciones presidenciales reales, pues en principio, él y su familia decidieron no habitar en LOS PINOS a efecto de que estas suntuosas instalaciones se convirtieran en espacios para la cultura; y en lo que se refiere al lujoso AVIÓN PRESIDENCIAL que utilizaba PEÑA, Y LA FLOTILLA DE AVIONES Y HELICOPTEROS que usaban los ALTOS FUNCIONARIOS DE GOBIERNO, ya están a la venta en virtud dijo, que él seguirá viajando en vuelos comerciales. ¿Interesante verdad? Ante estos anécdotas de CONGRUENCIA PERSONAL “del primer día”, y de seguir por esta ruta, no me queda la menor duda respecto a que “tendremos un sexenio en que se rompen los moldes habituales”; y sobre todo, un período en que el PRI, PAN y PRD no encontrarán oídos dispuestos a escuchar los argumentos con los que pretenden descalificar a un gobernante nacional que se afirma, mantiene una inédita aceptación popular que alcanza el 70%. Dicho de otra manera, que a los partidos mencionados les esperan años difíciles en los que les resultará muy difícil “levantarse” del descrédito y el lastimoso estado de derrota en que quedaron después del pasado proceso electoral, pero sobre todo, para poder constituirse EN UNA OPOSICIÓN CREÍBLE y en condición de jugarle las contras a UN RÉGIMEN que es evidente, llega con toda la intención de REVERTIR EL GRAVE DAÑO CAUSADO A NUESTRO PAÍS Y SUS HABITANTES, POR LOS GOBIERNOS Y GOBERNANTES NEOLIBERALES EMANADOS DE DICHOS PARTIDOS. Demos la bienvenida al Nuevo Presidente de TODOS LOS MEXICANOS.
COROLARIO.- ¡Claro que SÍ se pudo!….. ¡Viva el Nuevo Régimen!… ¡Viva México!