* El CDHZL exige frenar represión contra habitantes de Texcoco que se oponen al NAIM

Por La Redacción
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Centro de Derechos Humanos “Zeferino Ladrillero” (CDHZL) exigió a las autoridades de los tres niveles de gobierno cesar los actos de intimidación y represión contra habitantes de la zona donde se pretende construir el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), en Texcoco, Estado de México.
Asimismo, advirtió que acudirán al Alto Comisionado de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para los Derechos Humanos y a la oficina de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos –que depende de la Organización de los Estados Americanos (OEA)– “para que intervengan en este delicado tema”.
En un comunicado, José Antonio Lara Duque, presidente del CDHZL reveló que el juez de distrito Jorge Antonio Salcedo Garduño, especializado en el Sistema Penal Acusatorio del Centro de Justicia Penal Federal, pretende detener a algunos de los pobladores de Tezoyuca, por el único hecho de defender la tierra y el agua de la región.
“Los pobladores de Tezoyuca son ciudadanos que se oponen a la construcción del nuevo aeropuerto en la zona de Texcoco y han sido citados a una audiencia penal por supuestos delitos de ‘ataque a las vías de comunicación’; sin embargo, el hecho es que sólo defienden su derecho a la tierra, al agua y al medio ambiente de la zona donde ellos habitan”.
Añadió: “No cabe duda que lo que pretender ser el NAIM es sinónimo de muerte, violencia, represión y destrucción al medio ambiente; no podemos dejar que continúen el atropello a las garantías individuales de miles de ciudadanos”.
Lara Duque recordó que en días pasados fue asesinado en su propio domicilio Jesús Javier Ramos Arreola, poblador opositor a la construcción del nuevo aeropuerto, cuando un hombre se presentó en la región de San Rafael, Tlalmanalco, y le disparó en la cabeza.
Ramos Arreola y sus vecinos de Tlalmanalco habían denunciado en diversas ocasiones la sobreexplotación del cerro, la destrucción de vestigios arqueológicos y la desaparición de flora y fauna de la región, explicó Lara Duque.
“Estos hechos enrarecen la pretensión del presidente electo Andrés Manuel López Obrador de emitir una consulta ciudadana relacionada con esta construcción”, dijo.