Manos criminales introdujeron bolsas para tapar la tubería

Víctor Trejo Olmos
Bahía de Banderas, Nayarit; Martes 16 de Enero de 2018.- Sabotean la operación de la planta de tratamiento de Sayulita; colocaron bolsas de la basura en las tuberías par que no llegaran las descargas. Calles principales, otra vez, se inundaron de heces.
A finales de la temporada decembrina la calle Pelícanos volvió a presentar una imagen parecida a la que una temporada atrás era recurrente observar sobre este pintoresco punto turístico cuando sobre su pavimento corría un arroyo de aguas negras.
Sin embargo ahora fue distinto y todo apunta a que este hecho fue provocado ya no por la obsoleta red de drenaje sino por los operadores de la planta de tratamiento del consejo de agua de Sayulita, quienes por órdenes de su titular han estado bloqueando las tareas de quienes realizan las obras en las calles más afectadas por la presencia de las descargas clandestinas.
Tras presentarse esta emergencia sanitaria fue necesaria la presencia de un camión vactor para que este ejecutara la limpieza de la red pero además bombeara la misma y así encontrar que sobre el ingreso de la planta de tratamiento había casi un metro de bolsas negras que impedían el paso de las descargas del pueblo.
Luego de realizar las tareas de limpieza y puentear la nueva red con la planta se determinó que este hecho no era parte de la concentración de residuos, que los hay, en la red de drenaje sino que este correspondía a una acción premeditada.
Las indagatorias apuntan al ex titular del Oromapas, Lázaro Cárdenas García, quien hasta el momento tiene secuestrado el servicio de saneamiento de Sayulita del cual a cambio pide sea exonerado de todos los malos manejos habidos durante los más de 16 años que ha venido administrando este consejo de agua ejidal.
Cabe señalar que las obras realizadas en los puntos más críticos del pueblito mágico bajo la supervisión del Oromapas, ya fueron realizadas por una empresa ajena a la de Cárdenas García por lo que su malestar aún persiste y nada le importa boicotearlas estas obras públicas con las que se avanzaría significativamente a la problemática de las descargas.
Otro dato que nos comparte es que está por darse la convocatoria para la elección del nuevo consejo de agua en la que todo apunta a que el ejido y la misma ciudadanía estarían retomando este bien que les dejó la expropiación de sus tierras allá en los años 70.