El capitán del club merengue, puntualizó que los jugadores son responsables de la goleada ante Barcelona y restó responsabilidad al técnico

BARCELONA

Sergio Ramos, capitán del Real Madrid, aseguró que la plantilla está “a muerte” con Julen Lopetegui, que podría ser destituido en la próximas horas tras caer 5-1 en el clásico, y ante los rumores de la llegada de un técnico de mano dura, recordó los éxitos ganados con entrenadores de otro perfil.

Sin nombrar a técnicos como Zinedine Zidane, Carlo Ancelotti o Vicente del Bosque, el capitán madridista dejó claro que el vestuario prefiere estar dirigido por un determinado perfil de entrenador alejado de la mano dura.

El respeto se gana, no se impone. Hemos ganado todo con entrenadores que no hace falta que nombre. La gestión del vestuario es más importante que el conocimiento táctico”, manifestó en la zona mixta del Camp Nou.

Ramos dijo que ningún jugador tiene conocimiento de la decisión de la directiva de prescindir de Lopetegui.

Son decisiones que no están en nuestras manos. Estamos a muerte con el entrenador que esté al mando y esas decisiones las toman desde arriba. Ya veremos lo que pasa en las próximas horas”.

Tenemos que esperar, aún no nos han dicho nada. Son decisiones que no corren por nosotros. Tenemos que hacer autocrítica, reflexionar y cambiar cosas para conseguir buenos resultados y una racha de partidos buena que nos de estabilidad”, añadió.