oy en día Android iOS son los sistemas operativos móviles más populares de la actualidad, y aunque son diferentes en muchos sentidos, también son muy similares en otros aspectos, sin embargo, Android es como es gracias a Steve Jobs y su primer iPhone.

Esto no quiere decir que Android fue diseñado por Steve Jobs, o que el creador de Apple aportó ideas para Android, tampoco quiere decir que Andy Rubin y su equipo copiaron iOS en el 2007 para que Android fuera similar, pero la idea que Rubin tenía sobre Android era muy diferente a como terminó, pues el sistema operativo de Google no estaba pensado para teléfonos.

Los comienzos de Android

Cuando Andy Rubin y su equipo comenzaron a desarrollar Android, el sistema operativo no estaba pensado para usarse en teléfonos, para eso ya estaba Nokia con Symbian y BlackBerry con su propio sistema operativo. Y es que si tomamos en cuenta que el desarrollo de Android comenzó en 2003, pues entendemos el por qué no se había pensado como un sistema operativo para teléfonos.

En lugar de eso, Android era un OS para cámaras digitales, de hecho, el primer fabricante al que Andy Rubin ofreció Android fue a Samsung, pero no les pareció una idea interesante. Fue hasta el 2005 cuando Google se fijó en Rubin y su proyecto, y decidió comprarlo, pues la empres sabía que el proyecto tenía mucho futuro, sobre todo considerando que la idea original era que las cámaras subieran automáticamente las fotos a la Nube, y que mejor empresa para eso que Google.

Había muchas dudas sobre si Android debería ser un sistema operativo para teléfonos, pues no parecía que fuera a ser una idea que pudiera triunfal en el mercado. Pero todo cambió cuando Steve Jobs presentó en 2007 el primer iPhone, ahí Google supo que iba por buen camino, y fue en 2008 cuando presentó su primer teléfono con Android, el HTC G1, también conocido como HTC Dream.

Lo curioso es que Google se dio cuenta de que la idea de Rubin podía adaptarse a los teléfonos móviles con apenas unos cuantos cambios, por lo que no costó mucho trabajo adaptar la interfaz a un teléfono.

De ahí en adelante Android fue evolucionando hasta convertirse en el sistema operativo más usado del mundo, siendo el principal rival de iOS en el mercado.