* A días, el fin de las negociaciones: Seade;
Guajardo y Videgaray guardan silencio

Por J. Jesús Esquivel
WASHINGTON (apro) .– Jesús Seade, negociador en jefe del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, afirmó que están a días del final de las negociaciones comerciales con Estados Unidos, mientras el secretario de Economía, Idelfonso Guajardo, y el de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, del gobierno de Enrique Peña Nieto, rechazaron hablar del tema.
“Estamos trabajando en los últimos puntos, ahora sí ya abarcando todos los puntos”, dijo Seade a la salida de la sede de la Representación Comercial de la Casa Blanca (USTR, por sus siglas en inglés), donde se llevan a cabo las renegociaciones del TLCAN.
l ser cuestionado sobre si estaban “a horas” de concluir las negociaciones comerciales con el gobierno de Donald Trump, como adelantó este martes el diario cibernético estadunidense Político, al reportar que este jueves se anunciaría oficialmente un compromiso, el represente del presidente electo descartó que se logre un anuncio esta semana.
“Estamos discutiendo todo, y nada está oficialmente cerrado porque tiene que haber un balance, pero ya estamos viendo todas las cuestiones, entonces podría ser que todo esto salga; no es cuestión de horas, pero en estos días; todavía tenemos la semana próxima”, acotó Seade.
Tal vez porque el gobierno de Peña Nieto sigue sin conciliar con el de Trump los desacuerdos en ámbitos como las reglas de origen de la producción automotriz, o la famosa “cláusula del ocaso”, Guajardo y Videgaray salieron raudos y en silencio de las oficinas del USTR.
“A diferencia de otras ocasiones, en esta no voy a hacer declaraciones”, apuntó Guajardo ante los reporteros que por horas hicieron guardia afuera de las oficinas de Robert Lighthizer, el representante comercial de Trump.
Minutos antes de la huida de Guajardo y Videgaray de los cuestionamientos de la prensa, salió solo de la USTR, Jared Kushner, el asesor especial y yerno del presidente Trump, para regresar caminando a sus oficinas de la Casa Blanca.
“Canadá tiene que venir a bordo, no hay que precipitarse, pero ya estamos cerca”, subrayó Seade, acotando un “no creo”, al ser cuestionado sobre el supuesto anuncio de mañana de un compromiso bilateral con Estados Unidos.
“Es objetivo (terminar las negociaciones la próxima semana), no apostaría mi mano derecha, pero sí apostaría dinero”, añadió Seade, quien asumió una posición de mayor poder en las negociaciones con Estados Unidos, aunque el gobierno de Peña siga en funciones hasta el 1 de diciembre.
En el caso de las discrepancias sobre las reglas de origen de la producción automotriz norteamericana, el negociador del presidente electo puntualizó que hay aspectos que se siguen revisando y que la cláusula del ocaso está ahora sobre la mesa de las revisiones.
“Tendría que ser (el anuncio) al final de la próxima semana”, adelantó el negociador comercial del presidente electo, al subrayar que, en cumplimiento de las metas comerciales bajo las leyes de Estados Unidos, si se hace el anuncio el próximo viernes 31, el Capitolio tendría los 90 días legislativos necesarios para ratificar o rechazar lo pactado.
Seade regresó este miércoles a la Ciudad de México, mientras Guajardo y Videgaray se quedaron en Washington para continuar las conversaciones con Lighthizer, que se alargaran hasta la próxima semana. Aun cuando se determine un arreglo entre Estados Unidos y México, para concretar las renegociaciones del TLCAN se tiene que incluir a Canadá, que debe negociar con ambos países por tratarse de un acuerdo comercial tripartito.

Compartir
Artículo anteriorCunde el dengue
Artículo siguienteReclamo justo en los SSN