*También ordena su inhabilitación hasta por seis años para ocupar cualquier cargo de elección popular

POR JAIME LUIS BRITO
CUERNAVACA, Mor. (apro).-
Los magistrados del Tribunal de Justicia Administrativa resolvieron la destitución del alcalde de Cuernavaca, Cuauhtémoc Blanco Bravo, así como su inhabilitación hasta por seis años para ocupar cualquier cargo de elección popular o ser funcionario público, luego de incumplir con el pago a una empresa recolectora de basura.
Se trata de la empresa Totcher, SA de CV, a la que el ayuntamiento capitalino le adeuda 27 millones de pesos por el servicio de recolección, tratamiento y destino final de los desechos sólidos que produce el municipio diariamente.
A pesar de que la sentencia respecto al expediente TJA/3AS/212/2016 se dictó desde el pasado 15 de diciembre, hasta el momento el Tribunal no ha podido entregar la notificación correspondiente al ayuntamiento, pues no hay quién pueda recibir la sentencia porque el personal del área está en periodo vacacional. El hecho ha sido declarado por las autoridades como una argucia de parte del municipio.
Además del alcalde, la sentencia alcanza a la síndico Denisse Arizmendi y a todos los integrantes del Cabildo capitalino, en este caso, 15 regidores de distintos partidos políticos.
Legalmente, la comuna capitalina tiene dos opciones: realizar el pago de inmediato de los 27 millones de pesos acumulados en deuda a la empresa, lo cual parece imposible, pues el ayuntamiento no cuenta con los recursos suficientes; o recurrir al inicio de un juicio de amparo.
La decisión del Tribunal de Justicia Administrativa de Morelos pone al alcalde Cuauhtémoc Blanco en una situación complicada, pues luego de la alianza a escala nacional entre el Partido Encuentro Social (PES), al que pertenece el exfutbolista, y Morena, de Andrés Manuel López Obrador, el exseleccionado mexicano es uno de los posibles candidatos a la gubernatura.
No obstante, la sentencia lo dejaría fuera de la posibilidad de participar en la encuesta que en breve definirá esta decisión.
El conflicto con la empresa de recolección de basura se originó desde el 2016, cuando se rompió el contrato de la empresa Sirec, con la cual se tenía una deuda por 80 millones de pesos. Hace medio año, la empresa Totcher demandó judicialmente al ayuntamiento el pago de otros tantos millones de pesos, lo que al final culminó en la actual sentencia de destitución e inhabilitación contra el exfutbolista.
Ayer miércoles, Apro reportó que trabajadores de la empresa Transmocasa bloquearon por varias horas los accesos al Palacio Municipal y las principales avenidas del centro de Cuernavaca, en demanda de pago de más de 73 millones de pesos, sólo por el servicio de recolección de basura.
Este asunto también se ha convertido en una nueva demanda en proceso ante el Tribunal de Justicia Administrativa.
En noviembre de 2016, Cuauhtémoc Blanco fue destituido por un juez del Tribunal Estatal de Conciliación y Arbitraje, luego de que no pagó un laudo a un extrabajador despedido injustificadamente en la administración anterior a la del exfutbolista.
Sin embargo, en aquella ocasión el gobierno Blanco Bravo alcanzó rápidamente un acuerdo con el exempleado y eso le permitió continuar en el cargo.