Moscú lamenta la prueba efectuada por Washington de un misil de crucero con un alcance prohibido por el Tratado INF, un paso que demuestra que EE.UU. “tomó el rumbo hacia la escalada de tensiones militares”, según lo afirmó este martes el viceministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Riabkov.

“Todo esto es lamentable; EE.UU., obviamente, tomo el rumbo de intensificar la tensión militar“, enfatizó el diplomático, que añadió: “No sucumbimos a las provocaciones”.

Riabkov ha calificado de “alarmante” la “firme intención” de EE.UU. de desarrollar “un potencial desestabilizador” en un ámbito, “que hasta hace poco estaba regulada muy estricta y firmemente por el tratado”, del que Washington se retiró hace poco más de dos semanas.

“Plazo extremadamente ajustado” para preparar la prueba

En particular, el vicecanciller ruso hizo hincapié en “el plazo extremadamente ajustado” que necesitó EE.UU. para preparar y realizar la prueba después de abandonar el Tratado INF.

“Es casi imposible llevar a cabo tales actividades en ese tiempo, a menos que se hayan preparado de antemano”, subrayó Riabkov, añadiendo que “recibimos una confirmación visible de que no solo se llevaron a cabo preparativos políticos y propagandísticos, sino también materiales, militares y técnicos, para la retirada de EE.UU. del Tratado INF en Washington durante mucho tiempo”.

Por lo tanto, “todo este tiempo EE.UU. solo ha estado buscando una excusa para liberarse de las obligaciones contractuales”, concluyó.

  • Durante la prueba, el misil voló más de 500 kilómetros y alcanzó con éxito su objetivo. El Pentágono precisó que se trata de una versión de lanzamiento modificada de un misil de crucero Tomahawk de la Marina, efectuado desde la isla San Nicolás (estado de California) y está diseñado para llevar una carga convencional y no nuclear.
  • El acuerdo sobre la destrucción de proyectiles de alcance medio y corto quedó oficialmente cancelado el pasado 2 de agosto a iniciativa de EE.UU. Ese día el Pentágono anunció que comenzaría a desarrollar ese tipo de misiles con ojivas convencionales que prohibía el Tratado INF.